Los principales problemas con las mascotas - El ABC de las mascotas en la propiedad horizontal - Libros y Revistas - VLEX 746638425

Los principales problemas con las mascotas

Autor:Martha Elena Ramírez C.
Páginas:213-236
 
EXTRACTO GRATUITO
213
Los principales problemas
con las mascotas
En las encuestas adelantadas recientemente, a la pregunta:
¿cuál es el tema que más pesa en los conictos entre los veci-
nos? La respuesta contundente fue “los excrementos de los
perros”. La realidad ha demostrado que éste, es un tema al
cual la comunidad le da un valor extraordinario encontrándo-
se incluso, por encima de las basuras y del ruido, que son tam-
bién parte del inmenso abanico de problemas que afectan la
convivencia. Sin embargo aclararon, que de ninguna manera
se trata de los animales en sí, que no son los perros sino sus
excrementos lo que resulta tan molesto. El énfasis, lo hacen
en que realmente el problema radica en el mal manejo que los
dueños les dan a los excrementos de sus mascotas.
En el citado documento al que hice alusión anteriormente, el
autor señala precisamente que: Para el Distrito, la respuesta
fue signicativa porque trataba de averiguar cuáles son los
asuntos que más problemas generan entre los 7 millones
300 mil de habitantes de Bogotá, y para ello encuestó a
3.500 dirigentes comunitarios, representativos de las veinte
localidades de la ciudad. Alrededor de 2.100 de los encues-
tados (el 60 por ciento de total) aseguraron que el asunto de
la caca (sic) del perro abandonada en el espacio público es
lo que más afecta la tranquilidad y la convivencia. En una
escala de 1 a 100, pesa entre 80 y 100 en la conictividad,
respondieron.
EL ABC DE LAS MASCOTAS EN LA PROPIEDAD HORIZONTAL
214
Ahora bien, La capital como las demás ciudades del país, es-
tán siendo acosadas por el mal manejo que los propietarios
le dan a las heces de las mascotas y resulta difícil creer que el
mapa de cada una de las ciudades esté teñido de excremen-
tos, con las calles, los parques y las zonas comunales conta-
minados dejando de lado temas de tanta relevancia como los
asuntos de salud pública. En la encuesta de marras, realizada
por el Centro de Estudio y Análisis en Convivencia y Seguridad
Ciudadana, en Bogotá hay un perro por cada once habitantes.
Estas estadísticas a juicio de la autora, necesariamente deben
tener un tratamiento especial, es decir obedecer a unas políti-
cas públicas que prevean los derechos y sus limitaciones para
garantizar la convivencia para todos.

que en la capital viven más de siete millones de personas con
un desarrollo intelectual de cierto nivel, es decir, con estudios
superiores, supuestamente más alto que la media del resto del
territorioa los que les gusta convivir con 650.000 perros y que
también tienen problemas con la disposición de sus heces. Es
decir, la relación es apabullante porque se trata de una relación
totalmente asimétrica en la que se está 01 a 11. Donde 11 son
las personas que gozan de la compañía de un animal.
En general, los directores de zoonosis de cada una de las ciu-
dades, es decir, los encargados de recoger los perros de la calle,
por razones de salubridad pública, advierten que “el problema
es la tenencia irresponsable de los perros. La gente no sabe te-
ner sus animales”. Y no solo porque no recojan los excremen-
tos, no utilicen la correa o el bozal para sacarlos a la calle y no
se preocupen por enseñarles dónde hacer sus necesidades o
aprender cómo manejarlos para tenerlos controlados.

Para continuar leyendo

SOLICITA TU PRUEBA